La realización de este proyecto constituye una solución de largo plazo para garantizar la operación del sistema hidroeléctrico del río Grijalva (Presas Malpaso y Peñitas), así como la seguridad de las poblaciones de Tabasco que viven aguas abajo del río y de las poblaciones de Chiapas que viven aguas arriba.

Los dos túneles de este proyecto son de 14 X 14 metros en la sección portal y de 1,135 metros de longitud, y se localizan en el municipio de Ostuacán, Chiapas, muy cerca de Juan de Grijalva.

Para este proyecto Sika Mexicana ha participado arduamente en el suministro de aditivos para el concreto lanzado, además de dar soporte técnico en obra.